Ir al contenido principal

1ra. Feria del Libro Amazónico - Tarapoto 2019



Del 22 de mayo al 1 de junio de 2019 se vivió una extraordinaria jornada de cultura en la ciudad de Tarapoto. Después de 12 años de tener en solitario la Feria del Libro y Expresiones Culturales de la Amazonía a cargo de la Municipalidad Provincial de San Martín, emerge la 1ra. Feria del Libro Amazónico con el propósito de brindar un espacio especial y único para la literatura y los escritores de la Amazonía peruana.

Lupuna – Artes amazónicas, asociación cultural que ha coorganizado ferias desde el 2013, se planteó el reto de abrir un nuevo espacio para la cultura y el fomento del libro y la lectura en nuestra región. El punto de partida fue el análisis de los pocos y breves espacios que tenemos para difundir masivamente la lectura y los libros. Nuestra gran feria de Tarapoto, institucionalizada y adoptada por la ciudad como un baluarte de la cultura, tiene ahora una hermana pequeña que la acompaña y pretende afianzar su nombre en toda la Amazonía.  

El escaso protagonismo que los autores amazónicos tienen en las grandes ferias nacionales que, generalmente, se brinda a exponentes de talla nacional e internacional, fue el impulso para esta iniciativa que ha generado un espacio expectante para la literatura de esta parte del país, en la que es posible encontrar el nombre de un escritor clásico amazónico como el de un escritor en franco ascenso o de aquel que busca un espacio para ser conocido. Hacer visible la producción literaria amazónica y difundirla se ha convertido en un credo.

Esto nos ha llevado a reflexionar sobre lo que Tarapoto necesita para construir una sociedad con identidad, respeto y consideración por todos aquellos que silenciosamente han ido contribuyendo por una comunidad más educada y humana, y en ese encargo por reivindicar la pasión de los escritores que construyen historias en los escenarios de nuestra generosa y ubérrima Amazonía, buscamos el aliado correcto para emprender esta increíble jornada cultural en la Municipalidad Provincial de San Martín. Agradecemos, por ello, las gestiones realizadas desde la Gerencia de Desarrollo Social y de la Subgerencia de Educación y Cultura para hacer posible esta feria que es de todos y por acompañarnos en esta tarea.


OFERTA LITERARIA Y CULTURAL

Una programación de once días -caso inédito en la ferias de libros de nuestra Amazonía- ha dado como resultado presentaciones de 32 libros de escritores de Iquitos, Pucallpa, Yurimaguas, Tingo María, Moyobamba, Juanjuí, Bellavista, Tarapoto, Soritor, Tocache, Saposoa-Pisco y Rioja; mostrándonos que hay una bullente producción literaria en todos los rincones de nuestra región, así lo confirma el registro de más de 50 escritores en lo que fue el intento de formar una Asociación Regional de Escritores hace algunos años. Estuvieron con nosotros, mostrándonos publicaciones muy variadas en narrativa, poesía y dramaturgia, Armando Almeida Nacimento de Iquitos, Pedro Vargas y Bernardo Vivas Tantaleán, de Moyobamba; Rodolfo Antonio Calderón de Tingo María; José Félix Maquén Gamarra, de Bellavista; Gustavo Rojas Vela, de Soritor, actualmente radicado en Lamas; Hugo Guzmán Valles, Peterson Piña y Fortunato Meza Florián, de Yurimaguas; Julio Pareja Velásquez, Ethel Linarez Lozano, Darwin Córdova, María García paredes, Daphne Viena Oliveira, Reymer Paima del Águila, Lucio Córdova Mezones, Connie Philipps, Elia García de Reátegui y Miuler Vásquez González, de Tarapoto; Cristian Ángel Mélendez Obregón, de Lamas; Frank Alexander Torres, de Tocache; Jorge Luis Salazar Saldaña, de Pucallpa; Juan Mera Gonzales, de Juanjuí y Aurora Vela, de Rioja. Y para hacer más variada nuestra oferta literaria invitamos a tres editoriales que producen libros de autores peruanos contemporáneos: Apogeo, Torre de Papel y Zafiro, quienes dejaron junto a Trazos editores, y como aporte solidario, libros para la Biblioteca Municipal de Tarapoto.

Durante cuatro noches se hicieron homenajes a cuatro escritores recientemente fallecidos: Mardell Tello Pérez, Hildebrando García Velásquez, Gavino Quinde Pintado y Roldán del Águila García; a quienes rendimos póstumamente el recuerdo de los buenos tiempos en las increíbles jornadas por la cultura sanmartinense que trascienden ahora en sus libros. Se efectuaron también 15 encuentros y conversatorios con estudiantes de las instituciones educativas Juan Miguel Pérez Rengifo, Aplicación Secundaria, N° 0620, Juanita del Carmen Sánchez Rojas, Valores y Ciencias, José Antonio Ramírez Arévalo, Juan Jiménez Pimentel, y con estudiantes de educación superior como la universidad Nacional de San Martín y el Instituto de Educación Superior Pedagógico Público Tarapoto, quienes asistieron masivamente mañana, tarde y noche a las actividades programadas. Los autores invitados tuvieron que repetir hasta en tres ocasiones las presentaciones y las charlas sobre los libros por el constante fluir de los asistentes.

Las exposiciones de los artistas plásticos invitados, Fortunato Meza, Salomón Pedro, Raúl Salhuana, Julio Cachique,  Ramón Córdova y Wilfer Pinedo, mostraron la calidad de su trabajo y talento a través de sus cuadros, el tallado en madera y el pintado de polos a mano. Junto a estas manifestaciones del arte amazónico se realizaron talleres de improvisación y lectura teatral y de musicalización de poesía a cargo de los integrantes y amigos de Lupuna-Artes amazónicas, Julio Pareja y Percy Aleksander.

Incluimos en nuestra programación las noches culturales, un tributo a las manifestaciones culturales de nuestros pueblos, como la danza, música, declamación y teatro que tuvo su clímax con la presentación de los elencos artísticos de la I.E. N° 0031-María Ulises Dávila Pinedo de Morales y del Instituto de Educación Superior Pedagógico Público Tarapoto, la Asociación Folklórica Mayoruna y un gran concierto de rock como cierre de feria el sábado 1 de junio, con la participación de las bandas: Expiación, Capital Dark, Ensamble de Cámara IBP, Ensamble de Rock IBP, Placer Solitario, Proyecto Motilones, Acero Inmortal, Rotweirlers y Kruz Infernal.

Tuvimos el acompañamiento del Centro Cultural Rezistencia de Tarapoto, de integrantes de la Asociación Cultural Maldita Boa de Pucallpa y de La Casa del Poeta, así como miembros de Luis Hernán Ramírez de Moyobamba, importantes centros culturales que forman parte de los Puntos de Cultura del Ministerio de Cultura; esto posibilita la integración solidaria en una actividad que deseamos se programe anualmente, vigoriza el trabajo entre organizaciones y fortalece la red. 

Iniciamos esta feria con mucho entusiasmo y la seguridad de que habrá otras en los años venideros, porque a este proyecto se han sumado entidades que sientan posiciones firmes a favor de la cultura y la educación en la región San Martín, y con su apoyo iremos fortaleciendo la feria hasta hacerla sostenible como la extraordinaria Feria del Libro y Expresiones Literarias de la Amazonía, que constituye toda una institución y un esfuerzo de la ciudad de Tarapoto. Reconocemos el generoso apoyo de IBP Escuela de Música, Publicolor Alessandra, Inmobiliaria San Martín, Abrecaminos, Viajero Wasi, Grafinort, Trazos, Dirección Desconcentrada de Cultura San Martín, Dirección Subregional de Comercio Exterior y Turismo Bajo Mayo, ODM, César Fasanando Carrera y Familia Lédée. Gracias por ser nuestros aliados y sumar cultura.

Es importante señalar la acción menuda que hemos desarrollado, Miuler Vásquez González, ingeniero, escritor y editor de Trazos; Percy Aleksander Flores Navarro, músico e investigador; Lucio Córdova Mezones, profesor, escritor y artesano, y nuestros amigos, Julio Pareja, profesor y dramaturgo, responsable de Hormiga Asociación Cultural: Arte y Educación, y Rony Bravo Sandoval, economista y declamador, responsable del Taller de Declamación Verso a Verso. Como toda súper actividad, el tiempo cuenta; los aportes son necesarios por mínimos que sean y cada paso que dan los integrantes de este sentimiento que es Lupuna – Artes amazónicas, es un latido por nuestra Amazonía; es un canto por la afirmación de nuestra identidad y el conocimiento de nuestra historia y tradiciones.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Tradición: patrona de Tarapoto

    Patrona de la Santa Cruz de los Motilones en Tarapoto       Todos los pueblos guardan en cada uno de sus habitantes diversos matices de júbilo, devoción, algarabía y festividad; motivados por la llegada de una fecha muy significativa, por lo general de carácter religioso. En la ciudad de Tarapoto se celebra la patrona de la Santa Cruz de los Motilones, fiesta que se inicia el 07 de julio y concluye el 19 del mismo mes. Cuentan nuestros abuelos, que para la llegada de esta gran fiesta, los cabezones se preparaban con anticipación casi un año. Ya sea sembrando yuca, maíz, plátano y otros productos de panllevar, así también como la crianza de gallinas, pavos y chanchos. Cuando faltaban pocos meses para la celebración, los cabezones con sus respectivos ayudantes cosechaban los productos y seleccionaban las gallinas y chanchos para esperar la llegada de la gran patrona. La primera semana de julio, las mujeres se dedicaban a la preparación del masato de yuca y chicha de maíz.  El 07 de j

Jerga: Cutra

Es uno de tantos términos del lenguaje vulgar aún no aceptado por la Academia de la Lengua Española de nuestro país, pero usado por todos los peruanos, cuyo significado está contextualizado con el soborno y vueltos de sobrecostos en el submundo de la corrupción. Me arriesgo a opinar que el origen de este término está en la preposición contra, que semánticamente, denota oposición y contrariedad. A mediados del siglo pasado, en que se originó esta jerga, los  facinerosos que cometían  este tipo de delitos económicos, eran conscientes  de que estaban actuando en contra de la ley. "Hagamos la contra". Supongo que para "esconder" la fechoría y no sentirse acusados por esta palabra, simplistamente, derivaron el término de contra a cutra. Así la preposición contra dio origen al sustantivo cutra que sometido a la acción toma categoría de verbo: cutrear. Actualmente, sigue siendo conjugado en las tres personas gramaticales, en singular y en plural.    (  Lucio Córdova Mezo

El abuelo Wilmaco

Hace unos días, en Trazos, mi amigo Reymer y yo celebramos con un six pack de latas la culminación de su novela  El abuelo Wilmaco . Se trata de una historia ilustrada que habla del amor, no solo del que sentía Wilmaco por Romina y su hijo Yaro, también del amor hacia la naturaleza. Conocí a Reymer hace unos años y desde entonces hemos sido muy amigos. No. Mentira. La verdad es que casi no lo veo, pero sí hemos coincidido en varios eventos literarios y, para ser francos, siempre he admirado su determinación y compromiso con la literatura. Cuando me dijo que ya había culminado su proyecto y me envío sus escritos para leerlos, además de sentirme muy feliz de su logro, no dudé un segundo en ser partícipe de su edición y publicación. Y, ergo, he aquí el resultado. El abuelo Wilmaco  resalta a los hombres del campo dedicados al trabajo por un futuro prometedor. Pero la vida es incierta, agradable y nefasta a la vez. Esa es la vida, y Wilmaco, con sus nueve décadas, lo sabe y entiende